:)

Loading...

domingo, 2 de enero de 2011

Es mirarte y sentir una felicidad que es muy dificil de explicar.

-¿Por qué sonríes, pequeña?
+No lo sé.
- ¿Qué pasa, que tú sonríes sin más?
+¿Sabes? Mi padre siempre me decía ”sonríe siempre que puedas, que la vida es muy perra”. Asique nunca me paré a pensar por qué, cómo o cuándo sonrío, simplemente lo hago y punto. Creo que yo no necesito ningún motivo para ser feliz. Pero si lo necesitase mi motivo serias tú.
- ¿Yo?
+ Si, siempre eres tú el que me saca esas sonrisas. Nadie más consigue que me ría sin más. Gracias por hacerme la vida más fácil.
- No pequeña, gracias a tí por sonreír.
 #7

No hay comentarios:

Publicar un comentario